Sencillamente recargadas

Las joyas y la bisutería se llevan extremadamente grandes: anillos con piedras enormes, pulseras muy anchas y collares babero. Imprescindible: usar con moderación.







Nuestra predicción es que esta primavera los accesorios se eleven a la máxima potencia para acaparar el absoluto protagonismo en nuestro look.
El oro, metal precioso por excelencia, regresa con la energía recargada para acompañarnos durante mucho tiempo. Pero dejamos atrás los viejos diseños que nos hacían pensar en él como el metal ostentoso y recargado más propio de otras generaciones.
Alex Monroe
Ahora nos llega en bruto, como recién sacado de la mina. Los ‘metales pisados’, como yo los llamo, o tratados con la ‘técnica del martillo’, que dice Tyffany –y ellos sabrán mejor- hacen de cada joya una pieza para usarla a todas horas.
Paloma Picasso para Tyffany & Co.



Yves Saint Laurent
Uterqüe
Pensemos a lo grande. Nada de ponerse un pequeño brazalete, sino una pulsera de varias vueltas.
Uterqüe
Pieces
El oro se ve mucho más bonito cuando parece envejecido. Quizá es porque resulta menos ostentoso, o más accesible; de lo que no hay duda es de la elegancia que desprende.
Tous


Tous
Tous
La línea Duna, de Tous, sigue este línea para crear una serie de piezas realmente bonitas.




Aurélie Bidermann
Si el metal está labrado en encaje, mejor.
Isharya
Oscar de la Renta

Uterqüe
Otra opción es que cree una malla metálica formando pequeños dibujos o piezas que caen unas sobre otras. También resultan imprescindible las aplicaciones de piedras, cristales o incluso otros metales.
Paloma Picasso para Tyffany & Co.
Pero como diría el refrán, no es oro todo lo que reluce. También reluce la plata, mi metal favorito, que, con los mismos principios se reinventa en una serie de piezas que todas querremos tener.
Tous
Pieces
Tous



Bottega Veneta
En pendientes, son el punto fuerte de las morenas. Los de Bottega Veneta son absolutamente preciosos. Para llevarlos a todas horas y guardarlos para siempre, ya que, probablemente, en unos años se convertirán en un clásico.
Tous
Tous
Uterqüe
Uterqüe
Aunque también hay todo tipo de piezas, como pulseras o anillos.
Valentino
Y no tenemos que ceñirnos necesariamente a las piezas en metales preciosos. Existe la opción también de las joyas en negro. Me parecen preciosas, y los pendientes en este acabado a las rubias les sientan fenomenal. Esa es mi pena. Claro, que siempre puedo recurrir a collares o brazaletes.
Uterqüe
Las que echen de menos el color, que no se inquieten. La naturaleza invade las piezas de joyería: animales, insectos y motivos vegetales se adueñan de nosotras y nos llenan de color. Una opción ideal para las adictas al negro. Su primavera será otra cosa.
Uterqüe
Uterqüe
Uterqüe
Uterqüe
Los insectos no los veremos sólo en jardines. Como influencia de la colección otoño/invierno 2008-2009 de Carmen March para Suárez, serán también los protagonistas de pequeñas piezas.
Roberto Cavalli
Aunque también animales más grandes y peligrosos se harán su hueco.
Lanvin
Al igual que las inofensivas frutas. ¡Me encantan!
Uterqüe
Uterqüe

Uterqüe
Bimba&Lola
Sin olvidarnos de mis adoradas flores.
Bimba&Lola
Marni
Malene Birger
Marc by Marc Jacobs
Juicy Couture
Philippe Audibert
Philippe Audibert
Aunque simplemente podemos recurrir a las piezas de cualquier material con aplicaciones de piedras de distintos colores o tachuelas. ¡Increíbles los pendientes de Juicy Couture! Éstos, o cualquiera de las demás piezas, le darán el toque de glamour a cualquier look. Eso sí, las combinaciones, con moderación.










No hay comentarios: